Sábado, 08 Agosto 2020

15 Marzo 2020 Día Mundial de los Derechos del Consumidor

El Consumidor Sostenible

 

 

 

 

 

 

Para proteger el planeta y proporcionar condiciones sociales justas para las generaciones actuales y futuras, necesitamos producir y consumir bienes y servicios de manera más sostenible. El consumo sostenible tiene como objetivo aumentar la eficiencia de los recursos y el comercio justo al tiempo que ayuda a aliviar la pobreza y permitir que todos disfruten de una buena calidad de vida.

 

Pero necesitamos que sea la opción fácil para los consumidores en todas partes. Este Día Mundial de los Derechos del Consumidor involucraremos a personas de todo el mundo en este tema vital y oportuno.

 

Este Día Mundial de los Derechos del Consumidor (15 de marzo de 2020), las organizaciones de consumidores de todo el mundo se unen para pedir cambios globales para evitar el colapso ambiental.

 

Necesitamos urgentemente medidas drásticas para abordar las crisis mundiales del cambio climático y la pérdida de biodiversidad. La década de 2020 es nuestra última oportunidad para limitar el calentamiento global a 1.5c desde tiempos preindustriales, en línea con el Acuerdo de París y para revertir la tendencia actual de pérdida de biodiversidad a gran escala.

 

El movimiento de consumidores destacará los cambios en el estilo de vida que los consumidores pueden hacer para desempeñar su papel, y lo que los gobiernos y las empresas deben hacer para que la sostenibilidad sea la opción fácil para los consumidores.

 

Consumo Sostenible

 

Como movimiento de consumidores, podemos agregar un valor particular al centrarnos en los sectores que involucran a los consumidores como usuarios finales, donde se crea la legislación y donde las organizaciones de consumidores tienen la experiencia, los conocimientos, la legitimidad y el espacio para actuar: la energía y los alimentos son dos de los más grandes. Aquí también es donde el movimiento de consumidores podría tener el mayor impacto.
Esta sesión informativa se centra en el papel que los consumidores pueden tener para crear un cambio y ayudar a construir un modelo de consumo circular más sostenible. (VER INFORME)

 

 

Cinco tendencias que impulsan el progreso hacia el consumo sostenible

 

Cuando observamos nuestro consumo global en números, se nos da un claro recordatorio de la tarea que tenemos por delante. En todo el mundo, se venden casi un millón de botellas de plástico por minuto, y cinco billones de piezas de plástico flotan en nuestros océanos. Compramos más de 80 mil millones de prendas nuevas al añoy consumimos 3.9 mil millones de toneladas de alimentos, un tercio de los cuales se pierde o se desperdicia.

 

Alejarse de la trayectoria actual de consumo insostenible es una tarea difícil, pero hay signos de que la marea está cambiando. Millones salieron a las calles en septiembre por Huelgas de Acción Climática, y los consumidores demandan cada vez más acciones de la industria y los gobiernos.

 

Esta semana, 26 miembros de Consumers International en 23 países utilizarán #GreenActionWeek como plataforma para entregar proyectos que aborden problemas desde el desperdicio de alimentos hasta la contaminación del aire, y se les unirán otras partes interesadas de la sociedad civil, el gobierno y más allá.

 

Para conmemorar la semana, compartimos cinco tendencias notables que impulsan activamente el progreso hacia el consumo sostenible:

 

1. Demanda del consumidor por más información sobre sostenibilidad

 

La información clara e intuitiva sobre la sostenibilidad es una herramienta vital para los consumidores. Para que los consumidores puedan tomar decisiones que respalden un estilo de vida más sostenible para todos, necesitan acceso a la educación e información clara y confiable.

 

Pero la información poco confiable está en peligro de erosionar la confianza del consumidor. La práctica del "greenwashing", donde los consumidores se ven engañados por afirmaciones de sostenibilidad sin fundamento sobre los productos se está convirtiendo en un gran problema: nuestro miembro IDEC (Brasil) recientemente encontró declaraciones engañosas en el 48% de los 500 productos que analizaron.

 

Las empresas que ofrecen reclamos de sostenibilidad claros, responsables y transparentes pueden obtener una ventaja competitiva. El Programa de Información al Consumidor de la Red One Planet, que co-lideramos, tiene muchos recursos útiles, incluyendo pautas para hacer reclamos ambientales, sociales y económicos efectivos, para potenciar y permitir la elección del consumidor.

 

2. Movilidad sostenible y viaje compartido

 

Los avances en la tecnología de movilidad prometen ser un factor importante en los esfuerzos para reducir nuestra huella de carbono global. De un cambio gradual a vehículos eléctricos a la innovación en el sector de movilidad elevada, es probable que la forma en que pasamos de A a B sea muy diferente y potencialmente más sostenible para 2030.

 

Pero, ¿qué medidas están tomando los consumidores en 2019 para cambiar los hábitos de consumo? Una tendencia notable es la creciente demanda de servicios de viajes compartidos, con el mercado global listo para llegar a $ 170 mil millones para 2025. El viaje compartido tiene el potencial de reducir la necesidad de ser propietario de un automóvil, y los servicios de viaje compartido también se están convirtiendo en una opción general para muchos consumidores.

 

Las campañas de consumidores de base también pueden tener tracción e impacto. Movimientos como Flight Free 2020 están presionando para que los consumidores se comprometan a permanecer "en tierra" el próximo año, y algunas aerolíneas están respondiendo a la demanda de los consumidores liderando el cambio para una industria más sostenible.

 

3. Diseño circular y moda sostenible.

 

En la Cumbre de Consumers International en mayo de 2019, que convocó a líderes mundiales de organizaciones de consumidores, empresas, gobierno y sociedad civil, un tema importante fue el papel que 'Gen Z' está desempeñando para exigir más transparencia en los reclamos de sostenibilidad de las marcas y fabricantes.

 

En la industria de la moda, algunas marcas escuchan y establecen el punto de referencia para la sostenibilidad con su enfoque de "transparencia radical". Estos productores de moda están proporcionando información clara y comparable sobre el enfoque de producción, los costos y el marcado de cada producto, por lo que nosotros, como consumidores, podemos decidir qué productos son adecuadamente sostenibles.

 

El concepto de circularidad también está en aumento en la industria de la moda: produce artículos a partir de materiales seguros y renovables que están hechos para durar y recicla ropa vieja. La circularidad puede funcionar en muchos niveles: en la India, la campaña de la Semana de Acción Verde del Grupo de Acción Ciudadana y Ciudadana (CAG) busca educar a los consumidores sobre opciones viables para donar ropa no deseada, así como reciclarla, reciclarla o reinventarla.

 

4. El impulso por un embalaje sostenible

 

El embalaje insostenible es una barrera enorme que debe superarse si queremos lograr un progreso real hacia el consumo sostenible. Ya sea que estemos comprando en línea o en nuestra tienda local de alimentos, es difícil evitar acumular un suministro interminable de envases innecesarios.

 

Muchos de nosotros exigimos acciones, y la investigación global muestra que los consumidores valoran los envases que son reciclables o reutilizables. A nivel de la cadena de suministro, los compromisos globales como la iniciativa "Nueva Economía de los Plásticos" son pasos importantes para las principales empresas que buscan abordar los desechos plásticos.

 

Cambiar el comportamiento del consumidor y desarrollar la comprensión de cómo deshacerse de los envases no sostenibles también es un enfoque central para nuestra membresía, y de la Semana de Acción Verde 2019, con campañas en Chad, Ghana, India y Fiji que abordan los desechos plásticos.

 

5. Desarrollar productos para durar: conciencia de la obsolescencia planificada

 

La mayoría de los productos inevitablemente tienen una vida útil definida. Y aunque muchos consumidores aceptan esto, la idea de que algunos productos están diseñados para morir después de cierto punto es menos aceptable. Muchos productos que utilizamos a diario (los teléfonos móviles, televisores, electrodomésticos son vulnerables a fallas mecánicas, fallas de software y costos de reparación no disponibles o altos), la vida útil global de los productos en realidad está disminuyendo.

 

Pero, ¿cómo podemos evitar disminuir la vida útil del producto? Como lo muestra nuestro Índice Digital, se están tomando medidas a nivel mundial para fortalecer y proteger los derechos de los consumidores, desde la legislación de 'Derecho a reparar', hasta herramientas como el mecanismo de informes Test-Achats 'Trashed Too Fast' que brinda a los consumidores una forma de marcar productos que consideran que dejaron de funcionar demasiado pronto. Y para los productos digitales que ya están fuera de uso, la creciente presión ha llevado a la promulgación de legislación en 67 países para abordar el problema global de los desechos electrónicos, y algunas de las principales empresas de tecnología establecen objetivos ambiciosos para el uso de materiales renovables.