Viernes, 15 Diciembre 2017

GUIA PARA EL COMPRADOR DE UN AUTO NUEVO O USADO

(PROCONSUMER. Agosto 2004)

INDICE

1. Información inicial

2. La publicidad de venta o de compra de automotores (integra el contrato)

3. Las ofertas y ventas en concesionarios y agencias

3.1. El comprador debe preguntar y comprender

3.2. Sugerimos Inspección previa a la compra

3.3. Derecho a la devolución del automóvil

4. Opciones de pago

5. Sugerencias para el caso en que entregue su auto viejo ya sea para la venta o a cuenta del precio

6. Documento de Venta (o boleto de compra-venta de automotores)

6.1. ¿Cómo debe redactarse el boleto de compraventa de automotores?

7. Incumplimiento del contrato de compra-venta

8 ¿Qué pasa sí compramos un automotor en condiciones deficientes, usado o reconstituido?

9. De las garantías

9.1. Principio general

9.2. Servicio técnico

9.3. Responsables de la garantía

9.4. Certificado de garantía

9.5. Constancia escrita de reparación

9.6. Computo del tiempo de duración de la garantía

9.7. Deficiente reparación

10. Vicios redhibitorios

11. Si tiene conflictos con el vehículo adquirido

 

1. Información inicial

Para adquirir un automotor usado, previamente Usted debe realizar un pequeño esfuerzo en invertir su tiempo y así ahorrarse una buena suma de dinero, que la considerará más adelante. Además, debe tener en cuenta sus costumbres como conductor y sus recursos económicos, y tomar conocimiento sobre los modelos actuales en plaza.

Una vez que haya limitado sus opciones, busque y compare información respecto a precios, frecuencia de reparaciones y costo de mantenimiento de los modelos seleccionados en revistas o publicaciones. Debe informarse leyendo los anuncios comerciales y clasificados en los periódicos más conocidos o en revistas especializadas. Muchas de estas publicaciones poseen detalles sobre "lo que se debe hacer y lo que no se debe hacer" en la compra de un automóvil usado. También existe abundante información sobre automóviles en Internet: utilice las palabras "autos usados" en el buscador y encontrará anuncios de automóviles disponibles para la venta e información adicional sobre como comprar un auto usado o instrucciones detalladas para realizar una inspección de pre-compra, entre otras. Las revistas especializadas permiten la comparación de modelos, opciones y costos, y ofrecen información sobre la frecuencia de reparaciones, pruebas de seguridad y kilometraje.

volver al Indice

2. La publicidad de venta o de compra de automotores (integra el contrato)

Considere la reputación en el mercado de las agencias o concesionarios al momento de analizar sus anuncios. Ante la proliferación en nuestro medio de variadas propuestas publicitarias por parte de concesionarios y agencias que resultan a todas luces engañosas, sugerimos ser cautos con los anuncios publicados. El consumidor debe tomar las precauciones necesarias al concurrir a la firma promocionada e inquirir en detalle sobre todas las dudas que puedan presentársele. Asimismo, resulta altamente aconsejable que, en el caso de concretar la operación publicitada, conserve en su poder el recorte del medio que lo publica, por el cual fue inducido a la adquisición del bien, ya que éstos integran el contrato según dispone el art. 8° de la Ley N° 24.240 de Defensa del Consumidor (en adelante LDC): "Las precisiones formuladas en la publicidad o en anuncios, prospectos, circulares u otros medios de difusión obligan al oferente y se tienen por incluidas en el contrato con el consumidor. En los casos en que las ofertas de bienes y servicios se realicen mediante el sistema de compras telefónicas, por catálogos o por correos, publicados por cualquier medio de comunicación, deberá figurar el nombre, domicilio y número de CUIT del oferente".

volver al Indice

3. Las ofertas y ventas en concesionarios y agencias

Los automóviles usados o nuevos son vendidos a través de varios tipos de distribuidores: concesionarios oficiales o agencias independientes, y ahora compañías de leasing (alquiler con opción de compra), además de la venta por particulares. Usted también puede comprar un automóvil a través de Internet. Consulte con sus amigos, parientes y compañeros de trabajo para obtener recomendaciones.

Las normas en la LDC que condicionan la oferta y venta de automotores nuevos y usados, son las siguientes:

Art. 7º [Oferta] "La oferta dirigida a consumidores potenciales indeterminados, obliga a quien la emite durante el tiempo en que se realice, debiendo contener la fecha precisa de comienzo y de finalización, así como también sus modalidades, condiciones o limitaciones. La revocación de la oferta hecha pública es eficaz una vez que haya sido difundida por medios similares a los empleados para hacerla conocer." La reglamentación del Decreto 1798/94, por su parte añade: "a) En la oferta de bienes o servicios realizada en el lugar donde los mismos se comercializan se podrán omitir las fechas de comienzo y finalización, en cuyo caso obliga a quien la emite durante el tiempo en que se realice. La oferta realizada fuera del lugar de comercialización deberá contener siempre el plazo de su vigencia. Cuando el proveedor limite cuantitativamente su oferta de productos y servicios, deberá informar la cantidad que cuenta para cubrirla. Cuando por cualquier causa en una oferta se hubieren incluido precisiones contradictorias, se estará siempre a la más favorable al consumidor o usuario. b) Si el proveedor de cosas o servicios no cumple la oferta o el contrato el consumidor podrá, en su caso, alternativamente y a su elección: I) exigir el cumplimiento forzado de la obligación, siempre que el incumplimiento no obedezca a caso fortuito o fuerza mayor no imputable al proveedor; II) aceptar otro producto o prestación de servicio equivalente; III) rescindir el contrato con derecho a la restitución de lo pagado y al resarcimiento por daños y perjuicios."

Tomemos el caso concreto de un consumidor que demandó a una agencia de automotores porque ésta no cumplió con su oferta. En ella se ofrecía "Todos los colores - unidades limitadas", algo que no se cumplió ni en tiempo ni en forma. La Justicia determinó que la concesionaria no había expresado en forma clara el plazo de duración de la oferta y que, por lo tanto, había hecho uso de una oferta pública engañosa, fallando a favor del demandante consumidor y sancionando a la empresa infractora.

3.1. El comprador debe preguntar y comprender

  • Que si el vehículo se vende "en su condición actual", amén de la garantía de tres meses, puede obtener otra garantía voluntaria, es decir de mayor tiempo y con más condiciones;
  • Que las promesas verbales son muy difíciles de hacer cumplir;
  • Que en consecuencia debe obtener todas las promesas por escrito;
  • Que los sistemas mecánicos y eléctricos más importantes del vehículo, incluyendo los principales problemas de funcionamiento, deberían ser revisados;

3.2. Sugerimos inspección previa a la compra

Lo mejor es hacer inspeccionar cualquier automóvil usado por un mecánico independiente antes de comprarlo. Por aproximadamente $ 100.- o aún menos, usted puede obtener una indicación general acerca de las condiciones mecánicas del vehículo. Efectuar una inspección del vehículo es una buena idea aún cuando el automóvil haya sido "certificado" e inspeccionado por el concesionario y haya sido vendido con una garantía o un contrato por servicio. Una inspección mecánica no es lo mismo que una inspección de seguridad. Las inspecciones de seguridad, se enfocan en el estado del auto o las condiciones que pueden hacer que un vehículo sea inseguro para su manejo.

Una vez que el vehículo haya sido inspeccionado, solicite al mecánico un informe por escrito que incluya un presupuesto del costo de las reparaciones que sean necesarias. Asegúrese que el informe incluya la marca, modelo y números de identificación del vehículo. Cerciórese de comprender cada ítem detallado. Si usted decide hacerle al concesionario una contra oferta dependiendo de los resultados de la inspección, usted puede utilizar la estimación del costo de reparación para negociar el precio del vehículo.

3.3. Derecho a la devolución del automóvil

El derecho a la devolución del automóvil en pocos días para un reintegro de dinero existe únicamente en el caso de que el concesionario conceda expresamente este privilegio a los compradores y en caso de lo previsto en los arts. 10 bis y 18 de la LDC, transcriptos más adelante. Antes de realizar su compra, pregunte acerca de la política de devolución del comerciante y obténgala por escrito. Hay casos contemplados en la ley no referidos precisamente a la devolución del automotor sino del dinero entregado.

> volver al Indice

4. Opciones de pago

Los concesionarios y agencias de automóviles ofrecen una variedad de términos y condiciones de préstamo y planes de pago. Busque, compare las ofertas y negocie el mejor trato posible.

Usted tiene dos opciones: pagar el monto total en un solo pago o financiar su compra. Si usted compra a través de financiación, el costo total del auto se incrementará. Al respecto la parte vendedora debe cumplimentar las disposiciones del art. 36 de la LDC, que establece: "En las operaciones de crédito para la adquisición de cosas o servicios deberá consignarse, bajo pena de nulidad: el precio de contado, el saldo de deuda, el total de los intereses a pagar, la tasa de interés efectiva anual, la forma de amortización de los intereses, otros gastos si los hubiere, cantidad de pagos a realizar y su periodicidad, gastos extras o adicionales si los hubiera y monto total financiero a pagar..."

Es bueno que Usted conozca los costos de dichos conceptos de antemano para saber que también está pagando el costo del crédito, el cual incluye los intereses y otros costos del préstamo. Además, deberá considerar la cantidad o el monto que podrá pagar por adelantado, los pagos mensuales, la duración del préstamo y su Tasa Efectiva Anual (TEA). Tenga presente que las tasas efectivas anuales son generalmente más altas y los períodos de los préstamos más cortos cuando se trata de automóviles usados que cuando se aplican sobre vehículos nuevos.

Existen casos en que la parte vendedora ofrece financiación a compradores ingenuos o a personas con malos antecedentes de crédito. Estas ofertas a menudo requieren un pago sustancial por adelantado y tienen una tasa de interés alta. Si usted acepta una financiación con una alta tasa anual efectiva, puede estar tomando un gran riesgo. En el caso que usted decida vender el automóvil antes que el préstamo expire, el monto que usted reciba por la venta de su vehículo puede ser bastante inferior al que necesite para terminar de pagar el préstamo. Si el automóvil es embargado o, como consecuencia de un accidente se declara su pérdida total, usted puede verse obligado a pagar una suma considerable para liquidar el préstamo, aún luego de haber deducido el pago de seguro o las ganancias producidas por la venta del auto. Si su presupuesto es estrecho, quizá debe considerar la posibilidad de comprar al contado un automóvil menos caro que el que tenía en mente al principio de su búsqueda.

volver al Indice

5. Sugerencias para el caso que entregue su auto viejo ya sea para la venta o a cuenta del precio

Debe tener en consideración los siguientes puntos:

  1. En primer lugar no es una actividad simple. Algunas agencias o concesionarios intentarán envolverlo en desgastes innecesarios para que Usted acepte una suma menor a la normal;
  2. Si bien es aconsejable para su comodidad dejar en consignación su automóvil viejo para la venta o a cuenta de precio del que se va a comprar, toda la operación debe constar por escrito y firmado por ambas partes;
  3. Para arribar a ese valor existen dos alternativas: el que vende acepta un precio y la agencia acuerda el precio de reventa, o bien arriban ambas partes a ofrecer un valor base con un descuento por la comisión de la concesionaria. Se estila por lo general entre el 5 al 20 %, todo depende de lo que se acuerde según el caso;
  4. Todas estas operaciones terminan en un mandato de venta que hay que firmar en forma más que cautelosa. En el contenido del documento debe figurar que se entrega el automotor y este se recibe en consignación o a cuenta del precio, con toda la documentación que se adjunta, especificando su marca, modelo, patentes y, en especial, la suma acordada y el tiempo convenido para que permanezca en la concesionaria.

volver al Indice

6. Documento de Venta (o Boleto de compra-venta de automotores)

La compraventa de automotores, se encuentra dentro de las prescripciones del art. 10 LDC [Contenido del documento de venta]. Y cuando se trate de automotores con garantía a voluntad del vendedor, en su decreto reglamentario, obliga a hacer constar su referencia en los documentos de venta.

La LDC exige en el artículo mencionado precedentemente que: "En el documento que se extienda por la venta de cosas muebles, sin perjuicio de la información exigida por otras leyes o normas, deberá constar: a) la descripción y especificación de la cosa; b) el nombre y domicilio del vendedor; d) la mención de las características de la garantía conforme a lo establecido en esta ley; e) los plazos y condiciones de entrega; f) el precio y las condiciones de pago..." con el fin que el comprador cuente con la mayor información posible.

La justicia es amplia y exigente con respecto al alcance de su contenido, cuando el instrumento agregado no cumple con tal finalidad. Como en el caso en que no se especificó el costo del flete y a cargo de quién se encontraba, siendo éste un aspecto relevante, ya que el contrato se celebró en Buenos Aires y la entrega debía efectuarse en Tierra del Fuego. Tampoco se previó el modo de reintegro de las sumas abonadas, en caso de incumplimiento. Y sin que las presuntas conversaciones a que alude la recurrente resulten suficientes para eximirla de responsabilidad en el caso, resolvió que acreditaba debidamente la violación al art. 10, ley 24.240, que exige la instrumentación de las disposiciones en el contrato.

6.1. ¿Cómo debe redactarse el boleto de compraventa de automotores?

Con respecto a la redacción, la ley propende a la mayor cantidad posible de información al consumidor y en especial a la claridad del documento. Se exige la redacción en idioma nacional; ser completa, clara y fácilmente legible; sin reenvíos a textos o documentos que no se entreguen previa o simultáneamente. Se fortalece el concepto de doble ejemplar para el contrato de consumo escrito. Exige la ley "Un ejemplar debe ser entregado al consumidor." (art. 10 LDC).

Continuando con el análisis del referido artículo, se rechaza de plano la letra chica en la redacción del documento, y en caso de incluirse cláusulas separadas o adicionales, prevé que deberán ser escritas en letra destacada y suscriptas por ambas partes. En su Reglamentación el inciso a) dispone además, que podrá omitirse la inclusión de los plazos y condiciones de entrega cuando la misma se realice en el momento de la operación. Asimismo podrá omitirse la inclusión de las condiciones de pago cuando el mismo sea de contado; el inciso b) indica que cuando se trate de un automotor con garantía (a voluntad del vendedor), deberá hacerse referencia expresa a la misma, en el documento de venta debiendo constar sus alcances y características en el certificado respectivo que deberá entregarse al consumidor. La omisión será pasible de las sanciones del art. 47 de la LDC (multa de 500 a 500.000 pesos); según el inciso c) el incumplimiento del plazo y las condiciones de entrega, será pasible de las sanciones del art. 47 de la misma. El infractor podrá eximirse de la aplicación de sanciones cuando medie acuerdo conciliatorio entre las partes.

volver al Indice

7. Incumplimiento del contrato de compra-venta

En la LDC se incorporó por ley 24.787 el art. 10 bis [Incumplimiento de la obligación], a efectos de la protección, por el cual ante "El incumplimiento de la oferta o del contrato (por parte de la agencia o del concesionario), salvo caso fortuito o fuerza mayor, faculta al consumidor, a su libre elección a: a) exigir el cumplimiento forzado de la obligación, siempre que ello fuera posible; b) aceptar otro (automóvil) equivalente; c) rescindir el contrato con derecho a la restitución de lo pagado, sin perjuicio de los efectos producidos, considerando la integridad del contrato. Todo ello sin perjuicio de las acciones de daños y perjuicios que correspondan."

Este artículo es el arma legal con que cuenta el consumidor no satisfecho con la celebración de su contrato, en este caso la adquisición del automotor, pues le permite, a la libre elección de sus deseos o necesidades, optar por cualquiera de las fórmulas propuestas por la ley.

volver al Indice

8. ¿Qué pasa sí compramos un automotor en condiciones deficientes, usado o reconstituido?

Se debe tener en cuenta que la Ley de Defensa del Consumidor, en su art. 9º [Cosas deficientes, usadas o reconstituidas] establece con este título su protección, expresando: "Cuando se ofrezcan en forma pública a consumidores potenciales indeterminados cosas (automotores) que presenten alguna deficiencia, que sean usadas o reconstituidas, deben indicarse las circunstancias en forma precisa y notoria." Este dispositivo conlleva el deber de información que establece el art. 4º de la ldc.

En caso de incumplimiento a lo preceptuado en dicho artículo, hay fallos en los que se han impuesto multas elevadas, porque no se le proporcionó al consumidor información eficaz, precisa y detallada de las características esenciales del producto adquirido.

Recomendamos que exija que le den por escrito la situación física del automotor.

volver al Indice

9. De las garantías

Respecto a la garantía para automotores nuevos o usados, existen dos tipos de garantías, la legal de tres meses y la garantía comercial voluntaria otorgada por parte del vendedor.

Cabe citar las disposiciones concernientes de la LDC respecto a la garantía legal, a saber:

9.1. Principio general

(art. 11) "Cuando se comercialicen cosas muebles no consumibles, artículo 2.325 del Código Civil, el consumidor y los sucesivos adquirentes gozarán de garantía legal por los defectos o vicios de cualquier índole, aunque hayan sido ostensibles o manifiestos al tiempo del contrato, cuando afecten la identidad entre lo ofrecido y lo entregado y su correcto funcionamiento. La garantía legal tendrá vigencia por tres (3) meses a partir de la entrega, pudiendo las partes convenir un plazo mayor. En caso de que la cosa deba trasladarse a fábrica o taller habilitado, el transporte será realizado por el responsable de la garantía y serán a su cargo los gastos de flete y seguros y cualquier otro que deba realizarse para la ejecución del mismo";

9.2. Servicio técnico

(art.12): "Los fabricantes, importadores y vendedores de las cosas mencionadas en el artículo anterior, deben asegurar un servicio técnico adecuado y el suministro de partes y repuestos";

9.3. Responsables de la garantía

(art. 13): "Son solidariamente responsables del otorgamiento y cumplimiento de la garantía legal, los productores, importadores, distribuidores y vendedores de las cosas comprendidas en el art. 11";

9.4. Certificado de garantía (obligatorio)

(art. 14): "El certificado de garantía deberá constar por escrito en idioma nacional, con redacción de fácil comprensión en letra legible y contendrá como mínimo: a) la identificación del vendedor, fabricante, importador o distribuidor; b) la identificación de la cosa con las especificaciones técnicas necesarias para su correcta individualización; c) las condiciones de uso, instalación y mantenimiento necesarias para su funcionamiento; d) las condiciones de validez de la garantía y su plazo de extensión; e) las condiciones de reparación de la cosa con especificación del lugar donde se hará efectiva. En caso de ser necesaria la notificación al fabricante o importador de la entrada en vigencia de la garantía, dicho acto estará a cargo del vendedor. La falta de notificación no libera al fabricante o importador de la responsabilidad solidaria establecida en el artículo 13. Cualquier cláusula cuya redacción o interpretación contraríen las normas del presente artículo es nula y se tendrá por no escrita";

9.5. Constancia escrita de reparación

(art. 15): "Cuando la cosa hubiese sido reparada bajo los términos de una garantía legal, el garante estará obligado a entregar al consumidor una constancia de reparación en donde se indique: a) la naturaleza de la reparación; b) las piezas reemplazadas o reparadas; c) la fecha en que el consumidor le hizo entrega de la cosa; d) la fecha de devolución de la cosa al consumidor";

9.6. Computo del tiempo de duración de la garantía

(Art. 16): "El tiempo durante el cual el consumidor está privado del uso de la cosa en garantía, por cualquier causa relacionada con su reparación, debe computarse como prolongación del plazo de garantía legal";

9.7. Deficiente reparación

(Art. 17): "En los supuestos en que la reparación efectuada no resulte satisfactoria por no reunir la cosa reparada, las condiciones óptimas para cumplir con el uso al que está destinada, el consumidor puede: a) pedir la sustitución de la cosa adquirida por otra de idénticas características. En tal caso el plazo de la garantía legal se computa a partir de la fecha de la entrega de la nueva cosa; b) devolver la cosa en el estado en que se encuentre a cambio de recibir el importe equivalente a las sumas pagadas, conforme el precio actual en plaza de la cosa, al momento de abonarse dicha suma o parte proporcional, si hubiera efectuado pagos parciales; c) obtener una quita proporcional del precio. En todos los casos, la opción por parte del consumidor no impide la reclamación de los eventuales daños y perjuicios que pudieren corresponder".

volver al Indice

10. Vicios redhibitorios

Son los defectos ocultos que puede presentar el automotor. Juegan en el caso las disposiciones del Código Civil y de la LDC. El art. 18 LDC: "La aplicación de las disposiciones precedentes, no obsta a la subsistencia de la garantía legal por vicios redhibitorios. En caso de vicio redhibitorio: a) a instancias del consumidor se aplicará de pleno derecho el art. 2176 del Código Civil; b) el art. 2170 del Código Civil no podrá ser opuesto al consumidor".

En el Código Civil son de aplicación los artículos 2164 "Son vicios redhibitorios los defectos ocultos de la cosa, cuyo dominio, uso o goce se transmitió por título oneroso, existentes al tiempo de la adquisición, que la hagan impropia para su destino, si de tal modo disminuyen el uso de ella que al haberlos conocido el adquirente, no la habría adquirido, o habría dado menos por ella." Y el art. 2173: "Entre compradores y vendedores, no habiendo estipulación sobre los vicios redhibitorios, el vendedor debe sanear al comprador los vicios o defectos ocultos de la cosa aunque los ignore; pero no está obligado a responder por los vicios o defectos aparentes."

Resulta asimismo para el caso de aplicación lo preceptuado por Resolución N° 495/88 de Lealtad Comercial, que en su artículo 1° dispone: "Los fabricantes, importadores o comerciantes que ofrezcan garantías de bienes muebles de uso durable, o quienes lo hagan a nombre de terceros o en representación de empresas cuya casa matriz se encuentre en el exterior, están obligados a informar claramente al consumidor sobre el alcance y demás aspectos significativos de las garantías que ofrezcan."

volver al Indice

11. Si tiene conflictos con el vehículo adquirido

Si tiene un problema o conflicto, y Usted piensa que está cubierto por una garantía o contrato por servicio, existen varios pasos que puede seguir:

  • Trate de solucionar el problema con el concesionario. Hable con el vendedor, o si fuera necesario con el propietario de la concesionaria. Muchos problemas pueden ser resueltos a este nivel. Sin embargo, si usted cree que tiene derecho a un servicio, pero el concesionario no está de acuerdo, usted puede tomar otras medidas.
  • Si su garantía está respaldada por una fábrica de automóviles, contacte al representante local del fabricante. El representante local o zonal se encuentra autorizado para hacer los ajustes pertinentes y decidir sobre los servicios de garantía y reparaciones para satisfacer a los clientes.
  • Usted también puede considerar para que lo orienten, reclamar o, llegado el caso, para que lo representen, al efectuar su reclamo ante las asociaciones de consumidores que habilita el Art. 55 de la LCD, las que, como amigables componedores, pondrán toda su experiencia para solucionarle el problema. Caso contrario se puede recurrir a los Tribunales Arbitrales de Consumo o a las distintas Direcciones de Defensa del Consumidor que correspondan según el lugar donde se haya celebrado el contrato o el de su domicilio.

volver al Indice

volver a Actualidad